Malo eres…

0
1059

 

Ciudadano Caradura.

Caminando por las calles de esta chulada de ciudad, uno ve y escucha cada cosa. Generalmente soy de los que escucha una conversación y, sin querer queriendo, respondo en mis adentros la primer tontería que se me ocurra, como si se estuvieran dirigiendo a mí, digamos que soy un metiche inofensivo. Pero hay ocasiones en las que sí vale la pena interferir, so pena de que te ganes un ¡usted qué se mete, no le importa lo que haga mi novio, amante, esposo, etc.!

En esta ocasión iba bajando las empedradas escaleras de la Plaza de la Danza y llama mi atención que una pareja de jóvenes preparatorianos estaban discutiendo, normalmente hago caso omiso, pero aquí ya estaban forcejeando y había gritos de por medio, entonces decidí intervenir, ¡ay nanita!, y de la manera más tranquila tomé del hombro al chavo y le pregunté a la chica ¿necesitas ayuda? Puedo acompañarte a la parada del camión si gustas. Ella estaba a punto de llorar y me contestó, no se preocupe vivo cerca y mi amigo ya se va. El chavo denotaba vergüenza por lo recién ocurrido, me dirigió una mirada, poco amistosa obviamente, y se fue. Ella por fin soltó unas lágrimas y me ofrecí a acompañarla a su casa, no fuera ser que el malandro la estuviera esperando en alguna otra calle, pero afortunadamente no fue así.

Para recobrar mi calma y refrescarme un poco, decidí sentarme en la Nevería “El Niágara” y echarme una nieve de nuez. Una vez sentado me puse a pensar en lo que acababa de presenciar y me pregunté ¿por qué carajos suceden este tipo de cosas? ¿Por qué cada vez escucho más en las noticias o leo en las redes sociales, la palabra feminicidio? Hoy en día la mujer ha venido luchando y exigiendo derechos para ellas, buscando una igualdad, ante la ley, de los géneros. Pero parece que esto está incomodando a unos muchos estúpidos que se sienten amenazados por tanta manifestación de ímpetu, coraje y espíritu indomable de las mujeres que ya están hartas de no poder ser ellas mismas en todo momento y en todo lugar.

¡Oh Mujer, divino ser dadora de vida y que ahora te la están arrebatando! No dejes que unos cuantos idiotas que aunque son muchos, aun son minoría, impidan que logres tu gran ansiada libertad. No pierdas tu dirección, no te vayas al extremo de odiar a todos los hombres o a aquellas personas que no piensan igual a ti.

No cometas el error de muchos que quieren que el gobierno “solucione» todo. Hay que exigirles, sí, pero no estar esperanzados en que ellos lo arreglen, hay que hacerlos reaccionar también, que acepten sus errores y tomen medidas de prevención, apoyo y ayuda inmediata. Desde mi trinchera les apoyaré al igual que miles de personas que ven lo que está sucediendo como algo indigno y doloroso para todo el estado, el país y el propio mundo.

En fin, terminada mi deliciosa nieve, decido continuar con mi camino, me pongo mis audífonos y me percato que, la canción que pasaba antes de intervenir con la pareja de jóvenes era “Malo» de la cantante y actriz española Bebe, nada más atinado para la ocasión… 🎶 Malo, malo eres, no se daña a quien se quiere, no…

Correo: caraduracitizen@hotmail.com

Twitter: @CaraduraC